Mejores bancos mexicanos

Encuentra aquí los mejores bancos para pedir todo tipo de préstamos o hipotecas. Para todo tipo de clientes
Empresa Ranking Tiempo de revisión
1.
VEXI
11 209

4.2

Opiniones: 8
Líder
2.
BNEXT
1 480

4.0

Opiniones: 0
15 minutos
Líder
3.
HSBC Stilo Connect
735

1.0

Opiniones: 0
Líder

Ranking de bancos

Para todo el mundo es fundamental saber que su dinero está en buenas manos. Por eso, seleccionar un banco es una decisión más importante de lo que parece.

Pero la elección se complica cuando tienes tantas opciones disponibles.

Y es que son muchas las preguntas que debes hacerte antes de dar el paso: ¿banco online o presencial? ¿Solo quiero una cuenta corriente o voy a solicitar un préstamo personal? ¿Cuál me cobrará menos comisiones?

Para guiarte en la búsqueda, hemos elaborado este ranking de bancos en México.

En él encontrarás las mejores entidades ordenadas según una serie de criterios, con el fin de que puedas encontrar rápidamente la más adecuada para ti.

Productos financieros que ofrecen los bancos

No todas las personas tienen las mismas necesidades financieras.

Hay quien busca financiamiento para poner en marcha un proyecto, mientras que otros simplemente quieren una cuenta en la que guardar sus ahorros.

Por eso, una de las ventajas de las entidades bancarias es que ofrecen una amplia variedad de productos. Puedes elegir cuál quieres contratar según tu perfil de cliente y tus objetivos económicos.

En nuestro ranking seleccionamos los productos bancarios más populares del mercado, con el fin de que encuentres el que más se adapta a tus necesidades.

Entre estos productos destacan los siguientes.

Préstamos personales bancarios

Este tipo de préstamos ofrece cuantías relativamente bajas.

Están pensados para ayudarte a pagar bienes y servicios de uso particular en momentos puntuales en los que no dispones de liquidez.

Algunos ejemplos de uso comunes son: comprar mobiliario para el hogar, hacer una reforma, organizar un viaje, comprar un regalo en una ocasión señalada, reparar el auto...

Los plazos de devolución suelen ser cortos, en proporción al monto recibido. Aunque los mejores préstamos bancarios tienen cuotas flexibles que te permiten pagarlos a tu ritmo.

Préstamos hipotecarios

Si lo que quieres es financiar la compra de una nueva vivienda, tienes que contratar un préstamo hipotecario.

Por su propia naturaleza, son créditos de importes muy elevados.

Y por consiguiente, el plazo de amortización también es muy largo, oscilando entre 15 y 30 años en la mayoría de los casos.

Otra característica significativa es que la casa que compras sirve como garantía de pago. Eso significa que si dejas de abonar las cuotas, el banco puede quedársela en propiedad.

Cuentas bancarias

¿Quién no tiene una cuenta bancaria hoy en día?

Son los productos financieros más básicos y comunes. Sirven para guardar nuestros fondos y disponer de ellos en el momento en el que los necesitemos.

Existen dos tipos de cuentas principales:

  • Cuentas corrientes: esta modalidad es la más indicada para las gestiones del día a día: domiciliar la nómina, hacer transferencias a otras cuentas, pagar recibos, vincular tarjetas de crédito o débito… No generan ninguna rentabilidad.
  • Cuentas de ahorro: están pensadas para guardar el dinero que no necesites a corto plazo y quieras destinar al ahorro. Ofrecen una pequeña remuneración (intereses a tu favor), pero las operaciones están más limitadas. Normalmente solo se puede ingresar fondos y hacer transferencias a otras cuentas.

Tarjetas de crédito

Otro producto de financiamiento son las tarjetas de crédito.

No solo sustituyen al efectivo a la hora de hacer tus compras, sino que permiten aplazar el pago. Es decir, el dinero no se te descuenta en ese momento, sino al final de mes.

Pero si necesitas dinero en metálico siempre tienes la opción de retirar la cantidad que desees en un cajero automático.

Cómo elaboramos el ranking de mejores bancos para préstamos personales

Nuestro objetivo es ofrecerte la mejor selección de bancos de México, con un ranking siempre actualizado con todas las novedades del mercado.

En esta lista detallamos los principales elementos que debes considerar antes decidirte por una entidad, ahorrándote así horas de investigación por tu cuenta.

Para elegir y clasificar los bancos que aparecen en nuestra comparativa usamos los siguientes criterios:

Opiniones de los usuarios

Pocos indicadores son más fiables para conocer la calidad de un producto bancario que la experiencia de otros clientes.

Por eso, prestamos una gran atención a este aspecto. Así podemos saber si los usuarios se sienten satisfechos con un banco, si la atención al cliente es buena, si han tenido algún problema con la entidad…

En nuestro ranking puedes ver la media de las puntuaciones, para que rápidamente te hagas una idea de lo recomendable que es un banco en concreto.

Intereses y comisiones

Otro elemento importante es el precio que debemos pagar por usar los servicios bancarios. Es decir, los intereses y comisiones.

Obviamente, lo ideal es no tener que pagar ninguna comisión.

Pero la realidad es que hoy en día todos los bancos cobran algún tipo de comisión. Las más comunes son:

  • Por mantenimiento.
  • Por realizar transferencias.
  • Por usar sus tarjetas de crédito y débito.
  • Por descubierto.

Y si necesitas un préstamo, también tendrás que devolverlo con los intereses correspondientes.

Por lo tanto, el objetivo que debes plantearte es encontrar el banco con los menores costes posibles.

Red de cajeros

Si retiras efectivo con frecuencia, es recomendable fijarte en el número de cajeros automáticos desde los que puedes operar sin pagar comisiones.

Pueden ser cajeros propios o pertenecientes a otras entidades con las que el banco tenga un acuerdo.

Lo importante es que puedas sacar dinero cuando lo necesites sin tener que recorrer grandes distancias en busca de un cajero y pagando lo mínimo posible.

Operativa online o presencial

Cada vez más personas optan por pasarse a un banco online, ya que suelen cobrar menos comisiones y requieren menos papeleo.

Pero si la tecnología no es lo tuyo, los bancos tradicionales siguen teniendo algunas ventajas.

La más clara es que siempre es útil tener una oficina física cerca en la que poder hablar con un empleado cara a cara o a la que acudir si tienes algún problema.

Número de productos disponibles

Aunque ahora solo necesites un producto en concreto, como un préstamo o una tarjeta de crédito, es posible que en el futuro quieras contratar otro.

Por eso, es interesante que el banco que elijas tenga una amplia oferta de servicios: préstamos en línea, fondos de inversión, depósitos, créditos rápidos...

Así te resultará más fácil contratar nuevos productos sin tener que cambiar de banco.

Además, mientras más servicios tengas con la misma entidad, mayor será tu capacidad de negociar las comisiones.

Aviso de Cookies

Este sitio utiliza Cookies para mejorar la navegación por el mismo, si sigues navegando por el sitio aceptas el uso de las mismas.

ACEPTAR Leer más